Inicio Accesorios Palancas de Freno para Motos – Todo lo que Debes Saber sobre ellas
Palancas de Freno para Motos – Todo lo que Debes Saber sobre ellas

Palancas de Freno para Motos – Todo lo que Debes Saber sobre ellas

0

Una motocicleta se compone de varias piezas que trabajan en conjunto para su pleno funcionamiento. Sin embargo, algunas de estas piezas pueden ser prescindibles, mientras que otras son obligatorias. Por ejemplo; las palancas de freno son uno de los componentes más básicos e indispensables de cualquier moto. Por eso es sumamente importante conocer aspectos esenciales como: cuándo deben ser reemplazadas,  cómo instalar unas nuevas, cómo funcionan y qué modelos se pueden encontrar en el mercado actual.

Aquí abordaremos todos estos puntos de forma breve, de manera que vayas adquiriendo independencia en cuanto al cuidado y mantenimiento de tu moto. Te recomendamos complementar la lectura de esta entrada con la de las Palancas de Embrague hidráulicos para Motos.

¿Qué son y para qué sirven?

Una palanca de freno es una pieza sólida, normalmente fabricada en aluminio; gracias a la cual podemos accionar los frenos de una motocicleta. Dicho de otro modo, las palancas de freno son una de las partes fundamentales de cualquier sistema de frenado. Sin ellas no habría forma de hacer que los frenos (sean de discos o de tambor) cumplan su función de desacelerar y/o detener las ruedas.

Tipos y modelos de palancas de freno

pedal de freno para moto

A día de hoy existen distintos sistemas de frenado y, en consecuencia; distintos tipos y modelos de palancas de freno para accionarlos. Sin embargo, cada uno de ellos está diseñado para cumplir exactamente con la misma función antes señalada.

Claro está que entre cada modelo hay claras diferencias que pueden variar entre distintos ámbitos, como por ejemplo: el tacto, el tipo de mantenimiento, su posicionamiento en la moto, el mecanismo de accionamiento; y otras diferencias menores que los fabricantes incluyen como características adicionales para hacerlas más atractivas y novedosas.

En resumidas cuentas los tipos de palancas de freno para motos son tres: palanca de seguridad, pedal mecánico/hidráulico y manetas para manillar. Este último tipo se puede encontrar en varios modelos, siendo las manetas abatibles y las manetas regulables las más comunes y demandadas. Además, las palancas tanto como las manetas pueden funcionar de forma mecánica o de forma hidráulica; cosa que también supone una diferenciación tipológica.

Maneta de freno para sistema hidráulico

maneta-freno-1Los sistemas de frenado más modernos son los hidráulicos. Una maneta de freno para estos sistemas es sencilla, fácil de reemplazar, accesible en cuanto a su precio y muy confiable. A diferencia del sistema mecánico, el hidráulico no requiere de una guaya que transmita la tensión de la maneta hacia los pistones de los frenos; sino un líquido que presiona dichos pistones al ser bombeado con la maneta.

La falta de una guaya supone una gran mejoría en cuanto a la seguridad, ya que como bien sabemos; las mismas pueden romperse en un momento indeseado por el desgaste. Mientras tanto, las manetas de freno para sistema hidráulico normalmente vienen con un depósito para el líquido. Estos depósitos siempre cuentan con un visor que nos permite saber cuando el nivel del está bajo y debe ser repuesto.

No hablamos aquí de las manetas de freno para sistema mecánico porque estás son prácticamente inexistentes en el mercado del motociclismo moderno. Pero, básicamente; es el que se sigue utilizando a día de hoy para los sistemas de frenado V-brakes en las bicicletas.

Maneta mejorada para freno hidráulico

Este moderno sistema sistema tuvo una gran receptividad desde sus inicios, tanto que ha ido evolucionando con el tiempo, gracias a lo cual hoy podemos acceder a manetas mejoradas para los sistemas de freno hidráulico. Las mejoras más populares son dos: la capacidad para ser abatibles (o plegables) y función de regulación. Estas mejoras normalmente vienen juntas, pero también es posible encontrarlas por separado.

Una maneta abatible tiene menos probabilidades de romperse en caso de que la moto se caiga. Y es que precisamente se diseñaron para doblarse justo en el punto donde más frecuentemente se rompen tras sufrir un golpe.

Por otro lado, las manetas regulables son excelentes para los casos en que una misma moto es usada por varios pilotos. Estás pueden tienen un mecanismo que les permite regular la distancia que queda entre el puño y la propia maneta, de tal forma que puede ajustarse para distintos tamaños de manos o para dedos largos o cortos.

Pedal para freno trasero

pedal-trasero-motoAl contrario que el tipo anterior, el pedal para freno trasero ha sido de los primero en acompañar a las motos. Son muy sencillos y rudimentarios, pero eficientes y aún hoy funcionales. Sin embargo, actualmente solo se incorporan en la fabricación de unos pocos modelos de motocicletas de ciudad. Nunca encontraremos este tipo de palancas de freno en una moto deportiva.

Estos pedales son solo para el sistema de freno trasero de una moto, y pueden funcionar tanto de forma mecánica como hidráulica. En el primer caso, al pisar el pedal se genera un efecto de palanca para tensar una guaya que, en su otro extremo; está anclada al freno de la rueda trasera. En el segundo caso, se bombea líquido para frenos (en lugar de tensar una guaya) a la hora de accionar el pedal.

Por lo general, un pedal de freno es una pieza mucho más sólida y gruesa que una maneta. Esto se debe a la cercanía con el suelo, ya que se ubica en la parte más baja de la moto; siendo necesario que puedan soportar cualquier roce con el asfalto. En este sentido, es importante seleccionar una con las medidas más acordes a la altitud de cada moto.

Frenos de seguridad ( scooters o motos pesadas )

Empecemos por el freno de seguridad, que es uno de los menos conocidos ya que al mismo es tiempo el de los más recientes.  Se trata de una palanca con la cual se puede anular por completo el desplazamiento de la moto. Es decir que, este tipo de palancas de freno está diseñado para cumplir la misma función que ejerce el freno de mano en los coches.

Al igual que en los coches, esta palanca está diseñada para asegurar que la moto no se mueva fácilmente al momento de estacionarla. Es especialmente útil en los casos donde tenemos que bajarnos solo por un instante y dejamos la moto encendida; como puede ser el caso de algunos delivery. De hecho, también se les conoce como frenos de estacionamiento para motos.

Sin embargo, como freno de seguridad; su principal función es la de suplantar al sistema de frenado “normal” de las motocicletas en los casos en que dicho sistema falle. Así, en caso de emergencia; al accionar la palanca podemos contar con que la moto se detendrá de forma rápida y segura , aunque con un menor tiempo de reacción.

¿Cada cuánto hay que reemplazarlas?

Las palancas de freno para motos no tienen una fecha de caducidad preestablecida. Por el contrario, son piezas metálicas normalmente fabricadas a partir de aluminio anodizado; que es muy resistente tanto a las condiciones de estrés como al desgaste (incluso de su pintura). Por esta razón no hay una periodicidad que debamos cumplir para que decidir que las palancas de nuestras motos ya deben ser cambiadas.

De lo que sí podemos estar seguros es de que las manetas no son tan duraderas como los pedales mecánicos o las palancas de seguridad. Pese a que se fabriquen con el mismo material, las manetas son muchísimo más delgadas y ligeras; por lo que carecen de la robustas necesaria para soportar la mayoría de caídas o tropiezos en la zona del manillar.

Claro que ya conocemos la solución al problema de la fragilidad de las manetas, que se resume a la cuestión de ahorrar para invertir en unas abatibles. Pero, en concreto e independientemente del tipo y modelo que utilicemos en nuestras motos; lo ideal es tener una palanca de freno de repuesto siempre a mano, ya que estas deben cambiarse cuando se rompen.

DÉJANOS TU COMENTARIO

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *